• Cambiar contraste

    Contraste

  • Reducir tamaño de fuente Tamaño de fuente normal Aumentar tamaño de fuente

    Tamaño de fuente

Detalle prensa

7-12-2020

Noticia

Radiografía al contrabando de cigarrillos

En los últimos años las investigaciones de la PDI han puesto en evidencia la incursión del narcotráfico en el negocio ilícito del contrabando de cigarrillos: las cifras de 211 cajetillas incautadas en 2015 subió alrededor de 10.000 veces en los últimos 4 años, con un peak de 2.780.066 en 2018.


Los cigarrillos de contrabando están en la mira de los Detectives del área Antinarcóticos y Contra el Crimen Organizado.  El aumento de esta actividad ilícita, concentrada principalmente en las regiones del Norte de Chile, ha llevado incluso a un cambio de las estrategias para su persecución penal. 

Un reciente reporte sobre incautación de tabaco, muestra con precisión cómo ha sido este crecimiento entre los años 2015 y lo que va de 2020.

Durante 2015, se llevaron a cabo 2 procedimientos con un total de 211 cajetillas decomisadas. En 2016 se produce un primer gran salto: 5 actuaciones policiales con un saldo de 922.300 paquetes. Entre 2017 y 2018 estos números vuelven a empinarse registrándose un récord de 2.780.066 cajetillas decomisadas en 2018. Los años 2019 y 2020 confirman que este fenómeno se mantiene vigente, pese a las contingencia nacional e internacional que motivaron restricciones a la movilidad de las personas (Ver imagen).

El subprefecto Roy Farías, como jefe de la Prefectura Antinarcóticos y Contra el Crimen Organizado Norte, explica que en la actualidad, esta es “una actividad criminal igual de grande que el tráfico de drogas en cuanto a los réditos finales. Cómo ejemplo de esto, menciona que todo lo incautado en 2018 habría significado una ganancia ilícita de más de $3.500 millones.

Entre sus características, destaca su vinculación con el narcotráfico “Hemos ido apreciando que las rutas eran muy similares. Entonces, con esos antecedentes, nos fuimos dando cuenta de a poco que gran parte de las personas detenidas tenían antecedentes por tráfico de drogas. Ello nos llevó al hecho de que estas bandas, mientras no tenían este producto ilícito, se dedicaban al contrabando de cigarrillos”, explica.

Como consecuencia, la estrategia desarrollada junto con el Ministerio Público para combatir este fenómeno delictual, busca que las bandas sean formalizadas no solo por contrabando, sino que también por delitos como asociación ilícita o lavado de dinero.

En cuanto a la ruta del contrabando, el subprefecto Farías, precisa que los productos son fabricados en países como China o India e ingresan desde Bolivia y Perú, en pequeños transportes formando caravanas hasta algún lugar de acopio desde donde son recogidos y transportados por camiones más grandes cuyo destino es la zona central, e incluso la zona sur.

De este modo, el análisis e inteligencia policial, como elementos claves para el desarrollo de una investigación profesional de los delitos, ha permitido al área especializada dar respuesta a una criminalidad compleja y cambiante, mediante el oportuno rediseño de las estrategias investigativas.

 

Galería de fotos

Accesos directos